miércoles, 13 de mayo de 2015

A CAMBIO DE NADA



Película: A cambio de nada. Dirección y guion: Daniel Guzmán. País: EspañaAño:2015. Duración: 93 min. Género: DramaInterpretación: Miguel Herrán, Antonio Bachiller, Antonia Guzmán, Felipe García Vélez, Luis Tosar, María Miguel, Miguel Rellán. Distribuidora: Warner Bros. Pictures International España. Estreno en España: 8 Mayo 2015. No recomendada para menores de 12 años.
Darío, un chico de dieciséis años, disfruta de la vida junto a Luismi, su vecino y amigo del alma. Mantienen una amistad incondicional, se conocen desde que tienen uso de razón y juntos han descubierto todo lo que saben de la vida. Darío sufre la separación de sus padres y se escapa de casa, huyendo de su infierno familiar. Comienza a trabajar en el taller de Caralimpia, un viejo delincuente con envoltura de triunfador, que le enseña el oficio y los beneficios de la vida. Darío conoce a Antonia, una anciana que recoge muebles abandonados con su motocarrro y junto a ella descubre otra forma de ver la vida. Luismi, Caralimpia y Antonia se convierten en su nueva familia en un verano que les cambiará la vida.

Hace 9 años Daniel Guzmán (conocido por series como Aquí no hay quien viva y películas como Mia Sarah) colgó las botas de la actuación para emprender su trabajo como guionista y director. Ha sido un duro y largo trabajo: 7 años de escritura y 6 semanas de rodaje para dar a luz una historia muy personal “una historia que hablaba de parte de mi vida, de la adolescencia, de la amistad, de nuestros padres, de lo prohibido, de lo ilegal, de la calle… y de mi abuela”.
A cambio de nada cuenta la historia de Darío, un chaval de 16 años que, después de un conflicto familiar, está peleado con el mundo. Para salvarle del desastre estará su íntimo amigo y una anciana que conoce de manera casual… y providencial.
La ópera prima de Daniel Guzmán es una película absolutamente autobiográfica que el actor ha escrito apoyado en sus recuerdos de la adolescencia: desde las localizaciones (El Rastro, el barrio de Aluche, el metro madrileño a las 2 de la mañana, el instituto María de Molina…) hasta los personajes. Uno de los papeles principales se lo ha reservado a Antonia Guzmán, que así se llama su abuela y que, con 91 años ha debutado también en la gran pantalla “Escribí la película pensando en ella”, afirma Guzmán.
Aunque la película padece los fallos típicos del novato: caídas de ritmo, algunas reiteraciones, etc hay que reconocerle al joven cineasta el talento de haberse estrenado con una película que rezuma verdad y ternura. Y decir ternura no significa cursilería ni blandenguería. Guzmán -y en este sentido, siendo muy distintas, la película se asemeja a los Héroes, de Pau Freixas– tiene una mirada positiva e indulgente hacia sus personajes. La película habla de seres que se equivocan, que a veces funcionan de una manera muy básica pero que, en el fondo, son nobles y conectan con la bondad. Qué interesante es, en ese sentido, el personaje de Antonia, una mujer aparentemente dura y seca que es de las dar “a cambio de nada”. Frente a su generosidad queda más patente el egoísmo de algunos adultos (qué real es la escritura de todo el conflicto del adolescente que sufre la separación de sus padres).
Además de apoyarse en la experiencia (Luis Tosar y Miguel RellánDaniel Guzmán ha descubierto dos nuevas estrellas: los jóvenes Miguel Herrán y Antonio Bachiller que fueron seleccionados después de un largo casting que se promocionó especialmente a través de las redes sociales. Los dos debutantes se cargan la película a la espalda interpretando con convincente espontaneidad a una pareja entrañable de amigos.(fila siete).

Infancia o adolescencia. Igual dolor si crees que tus padres no te quieren o sólo te quieren para manipularte, para que les des la razón, para que les sirvas de coartada, para usarte como prueba en un juicio donde demostrar que el otro está equivocado y es un pésimo progenitor. Cara y cruz. Y en el colegio no hay nada que rescatar porque el eslabón más débil se ha roto y no hay forma de recomponerlo sin ayuda, sin dedicación, sin paciencia y sosiego. Cuando todo parece perdido sólo nos queda la compañía de algunos seres desinteresados que nos apoyan con sólo estar ahí, dirigirnos la palabra, hacernos caso, estarnos agradecidos por escucharles, acompañarles o verles. El casi inasible consuelo de los extraños.

Muchas óperas primas suelen ser autobiográficas o tocar muy de cerca la fibra vital de su creador. Y ésta no es una excepción. Bienvenida sea. Sobre todo es de justicia señalar que todos los variopintos personajes que pueblan su metraje están retratados con cariño, con respeto, con humanidad, con amor y mimo hasta el más mínimo detalle. Todos ellos respiran verdad, realidad, complejidad y sabor a vida. Y el espectador se ve inmerso en unas anécdotas quizás excesivas, quizás tremendas o apabullantes, pero que resultan siempre fidedignas y honestas, nunca forzadas o exageradas. A veces la vida no es como quisiéramos que fuera sino como nos ha tocado vivirla – o malvivirla. No queda otra que apechugar y seguir adelante.

De entre toda la galería de memorables comparsas que pueblan esta cinta, quizás se deba destacar a uno por encima de todos. Una anciana chamarilera que acoge y recoge al dolorido adolescente atribulado cuando parece que nada tiene sentido y su vida está abocada al abismo. Principio y fin se dan la mano, se acompañan, se consuelan, se reconocen y se respetan. No es casualidad que este entrañable personaje esté interpretado por la propia abuela del creador de la historia. Hay tanto amor en su mirada que nos conmueve a cada paso, con cada silencio, con cada gesto. Es como un homenaje a la estirpe de la que venimos, una forma de rendirle pleitesía y señalar su agradecimiento.

Estamos ante una película realizada con las entrañas, hecha con jirones de corazón abierto en canal, donde la emoción se escapa a raudales, donde palpita la vida a cada paso, abriéndose camino pese a todo. Agradecerle a Daniel Guzmán que haya perseverado y nos haya ofrecido semejante prodigio de humanidad y gozo: cine de la turbación, canto de la empatía.(ANTONALVA. Madrid).
Ha tardado el actor Daniel Guzmán en pulir, cual paciente orfebre, esta, su obra de exordio, una peripecia autobiográfca que rumiaba desde hace tiempo. Y lo que más sorprende de su propuesta es no ya que respire autenticidad en cada uno de sus planos, sino que esté narrada con la solvencia de un auténtico veterano. Cierto, tiene algún claroscuro argumental y, sorprendentemente viniendo de un actor, no presenta un registro interpretativo igualmente homogéneo.
Pero eso son minucias al lado de sus muchos logros. Uno, el dar cuenta, con un ojo en el que lo personal no estorba lo sociológico, de la vida de un barrio de periferia. Otro, el captar la palpitante adolescencia en toda su complejidad, sin buenismos ni contemplaciones...aunque se hable de uno mismo. Y otro, en fn, el dar una visión de parejas cuyos miembros ya no pueden vivir juntos, pero cuyas acciones gravitan tanto sobre la vida de gente inocente y en proceso de aprendizaje. Ambiciosa, bien contada y con momentos de gran inspiración, la película abre un abundante crédito sobre la continuidad de Guzmán del otro lado de la cámara.(FOTOGRAMAS),

viernes, 1 de mayo de 2015

VENGADORES :LA ERA DE ULTRÓN



Película: Vengadores: La era de Ultrón. Título original: Avengers: Age of Ultron.Dirección: Joss WhedonPaís: USAAño: 2015. Duración: 141 min. Género: Acción,ciencia-ficciónfantásticoReparto: Robert Downey Jr. (Tony Stark / Iron Man), Chris Hemsworth (Thor), Mark Ruffalo (Bruce Banner / Hulk), Chris Evans (Steve Rogers / Capitán América), Scarlett Johansson (Natasha Romanoff / Viuda Negra), Jeremy Renner(Clint Barton / Ojo de Halcón), James Spader (voz de Ultrón), Samuel L. Jackson (Nick Furia). Distribuidora: The Walt Disney Company SpainEstreno en España: 30 Abril 2015. No recomendada para menores de 7 años.
Cuando Tony Stark intenta reactivar un programa durmiente de mantenimiento de la paz, las cosas se ponen feas y los superhéroes más poderosos de la Tierra, que incluyen a Iron Man, Capitán América, Thor, Hulk, la Viuda Negra y Ojo de Halcón, deberán ponerse a prueba ya que está en juego el destino del planeta. Con la aparición de Ultrón, corresponderá a Los Vengadores la tarea de impedir sus terroríficos planes, pues este supervillano tecnológico aspira a exterminar a la raza humana. Mientras tanto, deberán enfrentarse también a dos misteriosos y poderosos recién llegados, Mercurio y Bruja Escarlata, y encontrar a un viejo amigo que adopta una nueva forma, Visión.


¿Qué podemos decir que no hayamos dicho? Es la pregunta que me hacía cuando estaba viendo esta película de 141 minutos. Pues, pienso que ni se puede ni se debe decir nada nuevo, por el sencillo motivo de que la película es más de lo mismo. Un entretenimiento intrascendente, con sus guiños humorísticos, sus implícitos para los que conocen a los personajes y ligeras subtramas que los van relacionando.
Whedon ha metido la sexta y se lo pasa bien. Pero un tebeo de la Marvel es un tebeo de la Marvel y la cosa da para lo que da. Quien esto afirma no es sospechoso de fobia. Siendo niño leí los comics originales. Y los disfruté razonablemente, aunque hay que reconocer que entre Spider-Man y el resto hay mucha diferencia a favor del trepamuros: la historia de Peter Parker está mejor construida que las demás, los secundarios tienen más peso, las tramas se encadenan mejor......(FILA SIETE).


Sin duda, en su conjunto Los Vengadores: La era de Ultrón, es la mejor cinta de Marvel hasta la fecha. Emoticono heart Espectáculo en estado puro. Mantiene en enlace con todo lo contado hasta ahora y seguramente contiene algunos secretos de lo que está por llegar. Si salí del cine encantado con la primera parte, en la que Joss Whedon dejó elevado el entusiasmo, aquí se supera sin duda. Si ya teníamos bien equilibrado entre la acción heroica y el ruido arrollador, aquí le ha dado la vuelta completamente. Sí, ¡tenemos acción para rato! (y nada aburridas) Esta vez se le une una trama más oscura, más compleja (que dará pie a la Civil War) y con muchos guiños a los fans más enloquecidos (y muchos más que seguramente me he perdido, porque tampoco son ningún fanboy de los cómics Marvel)........(RICCARDO.Lliça D´amunt).


Era difícil pero han conseguido que sea incluso mejor que la primera
Los artífices de Vengadores han hecho lo que era necesario y exigible: no volver a contarnos la misma película. Vengadores: la era de Ultrón no comete el error de muchas secuelas nacidas en el seno de la explotación meramente comercial y sin nada nuevo que contar sobre la película original. Al contrario: es una película distinta de la primera. Y eso es bueno. Muy  bueno. Si nos hubieran contado otra vez más o menos lo mismo habría sido un grave error. Lo bueno es que no obstante consiguen mantener el mismo espíritu de la primera entrega. Mantienen las claves esenciales, y sobre las mismas edifican su evolución de personajes, situaciones y conflictos creando un producto que no se limita a copiar su precedente ni cae en la trampa del mimetismo, sino que se empeña en desarrollar su propia personalidad. Y además progresa en la madurez de la propuesta. Vengadores: la era de Ultrón desarrolla muy bien los personajes que nos presentó en la primera entrega. Y además demuestra una gran astucia en ese terreno, porque consigue sorprender al espectador con el desarrollo hacia la madurez de personajes que en la primera película eran de carácter aparentemente –sólo aparentemente- secundarios frente a los pesos pesados (Iron Man, Thor y Capitán América). Muchos pensábamos que la gran sorpresa iba a ser Visión. Que Visión sería el equivalente de lo que fuera la grata sorpresa de Hulk enVengadores. Pero eso habría sido demasiado previsible, y el secreto de esta saga es precisamente la capacidad para sorprender. Así que han sabio maniobrar para que efectivamente Visión tenga un papel destacado y protagonista muy eficaz en el desenlace de la trama, sin que por ello se limite a replicar las claves dramáticas esgrimidas con el personaje de Hulk en la primera entrega. Muy al contrario: para quien esto escribe la gran sorpresa de esta segunda entrega la aporta el personaje de Ojo de Halcón interpretado por Jeremy Renner, que es quien en un momento determinado se convierte dinamo sobre la que se articula toda la segunda parte del relato como elemento de unión entre los personajes........(REVISTA ACCIÓN).


Pocos cineastas entienden las fuerzas primordiales de la mitología superheroica como Joss Whedon. Por un lado, Visión entra en el universo Marvel como ente beatífico: su presencia garantiza que esa ingenuidad sagrada de los cómics ha venido al mainstream para quedarse. Pero Ultrón es su perfecto opuesto. Con él, Marvel abandona la edad de la inocencia para introducir una insidiosa forma de autocrítica: los héroes como dioses oscuros de la Humanidad.
Hay un antes y un después de 'La Era de Ultrón'. Whedon, como Tony Stark, trabaja bajo la ansiedad de su propia influencia, diseñando una máquina tan sofisticada que no sólo supera a la original en cada apartado, sino que incluso se permite florituras de autor: perfilar a Robert Downey Jr. y a James Spader como gemelos oscuros; asentar el plano secuencia digital como brillante traducción de la splash page; y sincronizar lo íntimo y lo maravilloso hasta formar un solo flujo de genio. Sus poderes son cegadores: esto es, sin más rodeos, el estándar oro del blockbuster superheroico.(FOTOGRAMAS).

martes, 14 de abril de 2015

FELICES 140



Película: Felices 140. Dirección: Gracia QuerejetaPaís: EspañaAño: 2015. Duración:98 min. Género: DramaInterpretación: Maribel Verdú (Elia), Antonio de la Torre (Juan),Eduard Fernández (Ramón), Nora Navas (Martina), Marian Álvarez (Cati), Alex O’Dogherty (Polo), Ginés García Millán (Mario), Paula Cancio (Claudia). Guion: Gracia Querejeta y Antonio Mercero. Producción: Gerardo Herrero. Música: Federico Jusid. Fotografía: Juan Carlos Gómez. Distribuidora: Sony Pictures Releasing de EspañaEstreno en España: 10 Abril 2015. No recomendada para menores de 12 años.
Elia cumple 40 años y su aniversario le sirve de pretexto para reunir en una casa rural de lujo a unos pocos amigos y familiares. Hay algo que tiene que comunicarles: es la única ganadora del bote que el Euromillón sorteaba esa semana. A partir del instante en que los invitados son conscientes de que Elia es la afortunada a la que le han caído del cielo 140 millones de euros, el ambiente comienza a enrarecerse y lo que en un principio parecen alegrías compartidas se tornarán poco a poco en codiciosas argucias para conseguir quedarse con el dinero de Elia.


La película plasma con genialidad y acierto la habilidad humana para disfrazar la hipocresía consolidada en el capitalismo sobre las relaciones entre dinero y amor, amistad o lazos familiares. El grupo de excelentes artistas dirigidos por Gracia Querejeta interpretan a la perfección una muestra significativa de la población occidental, que se considera "normal" y "bien educada... o aprendida". La película te mueve por dentro, se introduce en los vericuetos más profundos del alma humana para mostrar el significado real de la disonancia cognitiva en la que estamos acostumbrados a vivir, o mejor dicho, a sobrevivir.(SUSANA.Madrid).


......Aunque las intenciones sean loables, y permitan al atinado reparto componer unos personajes reconocibles en sus virtudes y debilidades, bien compuestos por Maribel Verdú y compañía, el film, desgraciadamente, no es redondo ni mucho menos. El quiebro que se produce a mitad de metraje resulta demasiado artificial, y las mezquinas reacciones de unos y otros sobre cómo afrontar la nueva situación no acaban de convencer, se acaba cayendo en un bucle donde cuesta que la trama avance. Aunque aún más dificultoso es tratar de dar con una resolución satisfactoria a los dilemas planteados –que no es cuestion aquí de desvelar–, y lo cierto es que el desenlace no tiene la deseable fuerza catártica.(DE CINE 21).


¿Cómo te cambiarían la vida 140 millones de euros? Quizá no para bien… Eso es lo que quiere contarnos la película de Gracia Querejeta, que cuenta con un reparto magnífico y una historia muy curiosa, pero que termina desinflándose cuando llega el momento de la verdad, confundiéndose entre genios del cine español, queriendo ser Buñuel cuando lo mejor sería ser Berlanga. Un cumpleaños entre amigos para celebrar el 40 aniversario de una de ellas, en el que no faltan la hermana, su sobrino, su amor de toda la vida, la novia de éste y el resto de amigos que conforma cualquier familia normal y corriente. Cada uno con sus historias, aunque no todas igual de interesantes. El retiro en una casa en la costa durante un fin de semana cambiará por completo cuando la protagonista anuncie que ha ganado 140 millones en el euromillón......(ACCIÓN DE CINE).


Realmente, nadie puede pronosticar quién va a ser el próximo cineasta que va a sorprenderle al doblar una esquina. Acaba de hacerlo Gracia Querejeta, aunque ustedes, lectores, me agradecerán que no pueda contarles, con total precisión, el por qué, dado que en ese espacio en blanco se fundamenta la capacidad de sorpresa de esta película singular, que cambia radicalmente de piel cuando uno menos se lo espera.
Con un guión coescrito junto a Antonio Mercero, Gracia Querejeta parece plantear su relato a partir del perdurable y aún nada agotado modelo del 'Reencuentro' (1983), de Lawrence Kasdan. Reproches y cuentas pendientes van conformando un relato sólido, pero no sorprendente, donde el espectáculo (que no es poco) reside en contemplar a un reparto en total estado de gracia. Pero no. O, por lo menos, no sólo eso: 'Felices 140', que tiene piel de película (pre)crisis, también acaba hablando de estados morales muy contemporáneos y, en un punto estratégico, la cineasta logra zancadillear toda expectativa con una eficacia encomiable.(FOTOGRAMAS).

lunes, 30 de marzo de 2015

CENICIENTA







Película: Cenicienta. Título original: Cinderella. Dirección: Kenneth BranaghPaís:USAAño: 2015. Género: Fantasíaromance. Interpretación: Lily James (Ella), Richard Madden (Príncipe), Cate Blanchett (Madrastra), Holliday Grainger (Anastasia), Sophie McShera (Drisella), Helena Bonham Carter (Hada Madrina / mendiga), Derek Jacobi(Rey), Stellan Skarsgård (Gran Duque). Guion: Aline Brosh McKenna y Chris Weitz.Producción: David Barron y Simon Kinberg. Fotografía: Haris Zambarloukos. Diseño de producción: Dante Ferretti. Distribuidora: The Walt Disney Company SpainEstreno en España: 27 Marzo 2015. Apta para todos los públicos.


.......Esta flamante Cenicienta con el agradable rostro de Lily James, sin dibujitos ni vueltas de tuerca, corporiza una heroína que, si bien muestra valentía, su extrema bondad la lleva a activar la rebeldía solamente en situaciones límite, por lo que sigue siendo la más sumisa entre las recientes protagonistas del universo Disney.

Es que Branagh optó por ser fiel a la versión animada original de los años cincuenta y darle -eso sí- mucho lujo visual, con un deslumbrante diseño de producción, vestuario inolvidable y una catarata de efectos visuales.

Sin el surrealismo de Tim Burton en su versión de “Alicia...”, sino más bien humanizando, la estética y la magia mostrada en sus limitaciones, esta Cenicienta modelo 2015, definitivamente no profundiza la tendencia de personajes femeninos fuertes y con características más independientes respecto de los cuentos de hadas y los films clásicos. La inocencia que transmite la película, desde lo elemental de los parlamentos a lo estereotipado de los personajes, la direcciona en particular a los niños, aunque difícilmente un adulto que acceda a ella, no la pase de maravillas.(ROUSE CAIROS Santa Fe.Argentina).


......Al revés que otros cuentos clásicos que han sido seriamente modificados para su puesta al día en el cine, como Maléfica (La bella durmiente) o Blancanieves y la leyenda del cazador(Blancanieves y los siete enanitos), el relato que nos ocupa tiene como sorpresa que se mantiene absolutamente fiel al espíritu original, al que no se añade ni se sustrae nada. En este sentido el guión de Chris Weitz (Un niño grande) no sorprende lo más mínimo, pero a la vez encandila sin molestar y su trama conserva una vivacidad atemporal que no va a pasar nunca de moda. Esto no significa que el diseño de producción no resulte espléndido y que la ambientación no traslade al espectador a un mundo de mágico ensueño, de luz y color, con alguna secuencia de bellísima fastuosidad, como la aparición en el salón de baile y la danza entre el príncipe y Cenicienta. Y fiel a la sencillez del cuento Branagh ha optado además por no cargar las tintas en los efectos especiales, aunque cuando tiene que haberlos alcanzan un altísimo nivel, véase el hechizo de la carroza.
Por otra parte, la película gana intensidad gracias a la elección de actores. La risueña Lily James (Downton Abbey) está maravillosa como la Cenicienta. Su sonrisa y ternura son sencillamente perfectas para dar vida al personaje. Le da la réplica una genial y malignaCate Blanchett como la madrastra. Brilla menos Richard Madden, en su papel de príncipe, un poco comparsa y quizá demasiado esquemático, mientras que los secundarios Ben Chaplin,Hayley AtwellHelena Bonham Carter y Derek Jacobi cumplen perfectamente.(DE CINE 21).


Kenneth Branagh presenta una brillante y sorprendente adaptación del relato que hizo célebre la pluma de Charles Perrault.
Lejos de las versiones un tanto edulcoradas (Mirror, Mirror) y de las actualizaciones según el formato de los cómics de raigambre teen (Blancanieves y la leyenda del cazador, Caperucita roja), el camino que toma el actor de Enrique V resulta cuanto menos más sincero y respetuoso con el espíritu de los cuentos originales. Sin ánimo de innovar a lo loco o de proponer humor caduco y enlatado, Branagh se preocupa por narrar la historia desde un punto de vista de seriedad impostada, lo que da a la película verosimilitud y credibilidad......(ACCIÓN DE CINE).