Seguidores

domingo, 21 de diciembre de 2008

CINE: EL INTERCAMBIO




'El intercambio'.
Notable
EL INTERCAMBIO
Director: Clint Eastwood
Título original: ‘Changeling’
Intérpretes: Angelina Jolie, John Malkovich, Amy Ryan, Jeffrey Donovan, Michael Kelly
País: Estados Unidos
Duración: 141 minutos
Estreno: 19 de diciembre
QUIM CASAS
El intercambio es una de esas películas inspiradas en hechos reales que parece una auténtica ficción. Se basa en la historia de un personaje completamente anónimo hasta que Eastwood no lo ha desempolvado con su antepenúltima película. Si, antepenúltima: Eastwood estrena pronto Gran Torino y prepara ya The human factor, dispuesto a trabajar más que el mismísimo Manoel de Oliveira.
El personaje en cuestión, Christine Collins (Angelina Jolie), era una madre soltera que luchó durante años por recuperar a su hijo, desaparecido, secuestrado o asesinado a finales de los años 20 del pasado siglo. Eastwood reconstruye su historia, sus enfrentamientos con una policía inútil y corrupta que no supo recuperar al pequeño y se inventó una verdadera falacia: hacer pasar como hijo de Christine un niño que no lo era.
Pero El intercambio, que es a la vez un melodrama y un filme de cierta denuncia social, un relato de intriga y una historia gótica, no se detiene solo en la peripecia personal de la protagonista. Eastwood se sirve de su caso para mostrar las tensiones e intereses de los distintos bandos enfrentados a partir de la desaparición del niño. De hecho, El intercambio es el retrato de una sociedad enferma elaborado a partir del drama de una mujer que perdió a su hijo y hubo de hacer frente a distintos tipos de humillaciones, entre ellas ser encerrada en un manicomio por no acatar las consignas de los políticos y jefes de policía.
En este sentido, cobran especial valor dos personajes. El primero, encarnado por John Malkovich, es un vehemente e interesado pastor presbiteriano que utiliza su propia emisora de radio para realizar virulentos sermones destinados a combatir la inutilidad policial. El segundo es un joven acusado de asesinato que polariza las secuencias más severas y físicas del relato.
Ambos, desde su equidistante posición en el relato, le sirven al director de Banderas de nuestros padres para mostrar las taras e imperfecciones de un sistema, de una forma de vida, de un país entero. Con la sencillez de regusto clásico habitual en un cineasta que, como Oliveira, parece haber pactado con el diablo.
"Emocionalmente poderosa y con un estilo realizado con mano firme." (Todd McCarthy: Variety)
----------------------------------------
"Eastwood aterra. (...) sombría y tensa (...) Todas las sensaciones y los personajes que pinta Eastwood exhalan tensión y verdad." (Carlos Boyero: Diario El País)
----------------------------------------
"Un cuento moral con una narración perfecta pero que adolece de simplista." (Luis Martínez: Diario El Mundo)
----------------------------------------
"Eastwood firma otra obra maestra. (...) filmada con elegancia, precisión y afilado espíritu crítico." (Lluís Bonet Mojica: Diario La Vanguardia)
----------------------------------------
"Grandiosa película, atravesada de un cine majestuoso, fuerte, saturado de emociones (...) Puntuación: **** (sobre 5)." (E. Rodríguez Marchante: Diario ABC)
Por fin. Ha tardado, pero ya llegó. El buen cine, el grande, el cine con mayúsculas que suele decirse, hace presencia al fin. Hemos tenido que esperar al 19 de diciembre para poder presenciar una obra verdaderamente valiosa, una película magistral. Para mí, la mejor película de 2008. Claro, la firma uno de los mejores cineastas que ha habido, hay y habrá, el señor Clint Eastwood, quien afortunadamente no para de trabajar (pronto nos llegará ‘Gran Torino’, su siguiente película).de BLOG DE CINE