Seguidores

martes, 7 de diciembre de 2010

3 METROS SOBRE EL CIELO







Dirección: Fernando González Molina. País: España. Año: 2010. Duración:118 min. Género: Drama, romance. Interpretación: Mario Casas (Hache),María Valverde (Babi), Álvaro Cervantes (Pollo), Marina Salas (Katina), Diego Martín (Alejandro), Luis Fernández (Chino), Andrea Duro (Mara), Nerea Camacho (Dani), Pablo Rivero (Gustavo), Cristina Plazas (Rafaela), Clara Segura (Forga). Guión: Ramón Salazar; basado en la novela homónima de Federico Moccia. Producción: Francisco Ramos, Mercedes Gamero y Daniel Écija. Música:Manel Santisteban. Fotografía: Daniel Aranyó. Montaje: Irene Blecua y Verónica Callon.Dirección artística: Patrick Salvador. Vestuario: Loles García. Distribuidora: Warner Bros. Pictures International España. Estreno en España: 3 Diciembre 2010. No recomendada para menores de 12 años.
----------------------------------------------------------------------------------
Un drama romántico adolescente que narra la historia de dos jóvenes que pertenecen a mundos opuestos. Es la crónica de una relación improbable, casi imposible, pero inevitable, que terminará arrastrando a la pareja a un frenético viaje iniciático en donde juntos descubrirán el primer gran amor. Ella es una chica de clase media-alta que está educada en la bondad, en la inocencia y en las normas. Él es un chico rebelde, impulsivo, inconsciente, aficionado al riesgo y al peligro, enzarzado en un sinfín de peleas y carreras ilegales de motos, al límite del sentido común.
----------------------------------------------------------------------------------
3 metros sobre el cielo tiene un arranque simpático. Sin tomársela demasiado en serio (es un entretenimiento juvenil obvio y facilón, y darle más importancia de la que tiene es perder el tiempo), cae bien por su falta de complejos (la cursilería y el cliché no tienen límite) y por lo insólitamente obsoleta que está, por el arrojo con el que su director, Fernando González Molina (Fuga de cerebros) adopta el molde de un tipo de producto que caducó hace décadas. Adaptada a una estética y un lenguaje actual y televisivo, 3 metros sobre el cielo tiene mucho de la comedia dramática adolescente más formularia de los 80; a ella remiten sus personajes (la niña bien que se cuelga del rebelde), sus situaciones (las competiciones ilegales de motos en las que participa el protagonista) y sus temas (la disfunción familiar, el choque generacional o la diferencia de clases).
Antes de ponerse “seria”, 3 metros sobre el cielo puede pasar por un cruce curioso de Valley girl (1983) yFísica y química. El problema llega justo entonces, cuando se pone “seria”. En lugar de mantener ese tono de fantasía romántica adolescente --perversamente demodé y traviesamente sexual--, sus responsables cargan las tintas del drama e intentan sin suerte suavizar los clichés de la cinta, tratan de dar trascendencia a unos personajes y situaciones que sólo funcionan mínimamente si no se les da demasiada importancia.(FOTOGRAMAS)
-------------------------------------------------------------

Adaptación de la primera novela del italiano Federico Moccia, un fenómeno de ventas, sobre todo entre el público más joven, lo que propició una segunda parte titulada "Tengo ganas de ti". Dio lugar a una adaptación italiana, Tre metri sopra il cielo (2004), de Luca Lucini. La versión española está protagonizada por el ídolo del público más joven Mario Casas, y la dirige Fernando González Molina, que ya tiene experiencia en trabajar con el actor, pues fue el responsable de Fuga de cerebros, y de episodios de la serie que le dio a conocer, Los hombres de Paco.

El argumento tiene puntos en común con Crepúsculo, pero cambiando al vampiro por un chico problemático. Babi, niña pija de buenas maneras, estudiosa y con futuro, prepara su ingreso en la universidad. Al acudir con su novio a una fiesta, se cuela, junto a su grupo de amigos brutotes, Hache, un chico macarra, motero, rudo, con antecedentes judiciales. Hache intenta que ella le haga caso, a pesar de que está acompañada, lo que deriva en que acaba arrojando a Babi a la piscina, golpes brutales al novio y destrozo del coche de su chico. Sin embargo, Babi acaba sintiéndose atraída por el joven inadaptado, con el que volverá a reencontrarse en una carrera ilegal de motos a las que Hache es aficionado.

Tres metros sobre el cielo está diseñada con tiralíneas para ser un gran éxito, pues se basa en una novela conocida, el protagonista tiene tirón, y retrata a cierta juventud actual bastante reconocible. Además, cuenta con una buena factura técnica y un reparto solvente, ya que Casas es ideal para el inadaptado protagonista, le acompaña la siempre solvente María Valverde, y ambos están arropados por secundarios lo suficientemente eficaces, como Diego Martín (Pájaros de papel), Nerea Camacho(Camino), Jordi Bosch (Boca a boca), etc.

Sin embargo, los personajes son arquetipos de la chica buena, y el chico 'malote', y la acción es predecible y sobre todo, poco creíble. El exhibicionismo de la actriz principal resulta cansino, pues resulta difícil llevar la cuenta de las veces que se queda en ropa interior, con excusa o sin ella.

Aparte de todo esto, se está vendiendo a los jóvenes un elogio de la vida salvaje demasiado irreal. Una cosa es realizar un retrato simpático del 'rebelde sin causa' tipo James Dean, los muchachos protagonistas deRebeldes, los mods de Quadrophenia, o el típico motero o pandillero, y otra ensalzar la figura de un delincuente como el que interpreta Mario Casas, violento, maltratador y bastante irresponsable. Las consecuencias a las que darían lugar sus acciones en la vida real no se ven en la pantalla, pues se libra 'milagrosamente' de un juicio por un acto tremendamente vandálico, con el testimonio de la chica que está enamorada de él, mientras que un acoso mafioso en toda regla a una profesora deriva en una pequeña riña de enamorados y ya está. (DECINE 21)
---------------------------------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario